Noticias 13 cosas que hacer en Riviera Maya (además de estar tumbado en la playa)

Todos los artículos

13 cosas que hacer en Riviera Maya (además de estar tumbado en la playa)

Con el Caribe como vecino es raro que la playa no sea la protagonista, pero te contamos todo lo que hacer en Riviera Maya además de estar tumbado bebiendo margaritas.

Si te preguntamos qué hacer en Riviera Maya seguro que lo tienes claro, ¿verdad? Junto al mar Caribe, esta región de México recibe más de 8 millones de turistas al año dispuestos a disfrutar de innumerables horas de sol en las tumbonas de sus hoteles de tipo “todo incluido”. Sin embargo, después de leer todo lo que tenemos para contarte, no vas a creer todo lo que hay que ver y hacer en Riviera Maya fuera de la hamaca. Desde ruinas mayas de siglos de antigüedad hasta cenotes en los que bucear o hacer snorkel en los que se han encontrado hasta animales prehistóricos, ¡todo eso es Riviera Maya!

Sigue leyendo y descubre qué lugares para visitar en la Riviera Maya son imprescindibles. Luego solo tendrás que pasarte por el meta-buscador de Skyscanner para comparar todos los vuelos que te llevan hasta el paraíso mexicano, ¡el próximo viaje está a la vuelta de la esquina!

1. Hacer la foto de postal en Tulum

La primera imagen que se te viene a la cabeza a la hora de pensar en qué ver en Riviera Maya es, seguro, la de una playa de arena tan blanca que refleja el sol bañada por aguas de diferentes tonos de turquesa que ni siquiera sabías que existían. Tulum no solo tiene rincones como éstos (solo hace falta darse un paseo por playa Paraíso o Boca Paila para ver de lo que hablamos), sino que es la base ideal para explorar gran parte de Riviera Maya. Se trata de un pueblo más relajado que Playa del Carmen o Cancún, aunque con todos los servicios, por lo que te animamos a buscar alojamiento por la zona con nuestro meta-buscador para pasar unos días explorando todo lo que vamos a contarte que puedes hacer en Riviera Maya a continuación.
En Tulum, además, se encuentran las ruinas mayas del mismo nombre. Esta ciudad amurallada sobre un acantilado dando al mar Caribe es uno de los lugares para visitar en Riviera Maya más impresionantes. Puedes verla perfectamente por tu cuenta y comprar las entradas en la puerta, aunque encontrarás guías oficiales en la entrada que podrán contarte todo sobre este complejo fundado en el siglo VI. No olvides llevar la toalla, el bañador, la crema solar y algo para picar, pues en las ruinas no hay ninguna tienda y dispone de una playa idílica en la que pasar el día. Como expertos, te damos un consejo: intenta madrugar para disfrutar del lugar, alrededor del mediodía ya suele estar muy colapsado de gente y agradecerás haber tenido unos momentitos para ti en el paraíso.

Clica en la imagen y descubre las mejores playas del Caribe

Encuentra hoteles baratos en Tulum

2. Perderse intencionadamente en la Reserva Ecológica de Sian Ka’an

Estabas muy equivocado si al pensar en las cosas que ver en Riviera Maya estaban las playas masificadas. Con más de 140 kilómetros de costa, en esta zona del Caribe mexicano encontrarás lugares en los que sentirte un náufrago acompañado de todos los “Wilson” que te apetezcan. La de Sian Ka’an es una reserva de la biosfera al sur de Tulum, al oeste de Punta Allen, repleta de atractivos. Declarada Patrimonio de la Humanidad por la UNESCO, en ella no solo podrás disfrutar del mar, sino que también verás cenotes, dunas, manglares, lagunas… Puedes visitarla a través de una excursión con una agencia, pero la manera más bonita de descubrirla es con un coche de alquiler (a poder ser, de tipo 4×4) para ir haciendo las paradas que más te apetezcan. ¡No te pierdas alguno de los 23 yacimientos arqueológicos de Sian Ka’an! El de Muyll es nuestro preferido, ya que se encuentra inmenso en la espesa selva y te permite contemplar la laguna de Chunyaxché, un espacio natural de aguas increíblemente turquesas.

Pincha en la foto para descubrir los 10 mejores parques naturales de España

Créditos fotografía © Ronald Woan /Flickr (CC BY-NC 2.0)

Encuentra tu coche de alquiler

3. Sumergirse en algunos de sus muchos cenotes

México puede presumir de tener joyas naturales por doquier y los cenotes son una de ellas. Estas cavernas profundas se formaron gracias al tipo de terreno de la zona, que propició el colapso total o parcial de las diferentes capas que luego se inundaron, formando así impresionantes grutas semicubiertas o de cielo abierto. Para los mayas eran lugares sagrados y de culto, pues pensaban que tenían una conexión directa con el inframundo, por lo que se han encontrado incluso restos humanos en muchos de ellos. Hay pocos lugares en el mundo en los que existan estas maravillas, pero algo que los hace únicos a los de México es que, además de haberlos de todo tipo, son perfectamente visitables por dentro y por fuera. Así que, prepara la máscara de snorkel porque vas a introducirte en los fondos más mágicos que has visto.
En la zona de Riviera Maya darás con cenotes por doquier y todos ellos con un encanto particular, pero si quieres hacer buceo con tubo, los imprescindibles son el Gran Cenote, el Jardín del Edén y Carwash. Si te animas a vivir una de las experiencias más increíbles de tu vida y cuentas con la licencia para ello, te sugerimos que hagas una inmersión de buceo en el cenote Dos Ojos o El Pit, los más reconocidos por los buceadores.

4. Practicar buceo en alguna de sus mecas submarinas: Mahahual, Cozumel…

El arrecife Mesoamericano es el segundo más grande del planeta y goza de tener una vida submarina riquísima. Tiburones (martillo, toro, ballena…), manatís, tortugas, mantas, peces loro, damiselas, peces mariposa… No es de extrañar que Cousteau hiciese una expedición a la isla de Cozumel en los años 40 para entusiasmar al mundo con semejantes maravillas acuáticas y la visibilidad y la luz de este mar. Así, una de las mejores cosas que hacer en Riviera Maya es descubrirla por debajo de la superficie en alguno de sus cientos de puntos de buceo.
Entre Playa del Carmen y Tulum disfrutarás de tranquilas inmersiones de arrecife, igual que en Cozumel, que, aunque se encuentra a tan solo unos kilómetros, ofrece unos paisajes submarinos diferentes a los anteriores. Si cuentas con más tiempo, no pierdas la oportunidad de bucear en Mahahual y en el conocido Banco Chinchorro que, ofrece, probablemente las inmersiones más interesantes de la zona, incluyendo varios barcos hundidos.

Haz clic en la fotografía y toma nota de los 10 mejores destinos del mundo para bucear

5. Disfrutar de los 7 colores de Bacalar

Estando a tan solo dos horas en coche de Tulum, no podíamos dejar de incluir a Bacalar en nuestra lista de lugares que ver en Riviera Maya. Aunque a primera vista no lo creerás, lo que tienes frente a tus ojos en Bacalar no es el mar, sino una laguna de un intensísimo color turquesa, ¿o podríamos decir mejor siete turquesas? La de Bacalar es conocida también como la Laguna de los Siete Colores gracias a los diferentes tonos de azul que se pueden distinguir en ella por sus variadas profundidades, provocadas incluso por la existencia de 3 cenotes, que proporcionan agua dulce diariamente al conjunto acuífero.
La mejor manera que tienes de conocer la laguna es en alguna de las excursiones en barco que la recorren. Ésta te llevará a conocer los cenotes, lugares de ensueño como el Canal de los Piratas y los peculiares estromatolitos, uno de los primeros habitantes de la tierra. Éstos son estructuras de cianobacterias que en Bacalar forman una especie de arrecife que solo se puede contemplar en muy pocos lugares del mundo. Además, en Bacalar podrás visitar el Fuerte de San Felipe y alguno de los balnearios y restaurantes de la laguna. Brinda con una michelada por semejante vista, ¡es una de los mejores lugares para visitar en la Riviera Maya!

6. Contemplar Riviera Maya desde las alturas en Cobá

Nos olvidamos un rato de las actividades acuáticas para hablar de otra de las mejores cosas que hacer en Riviera Maya: visitar la zona arqueológica de Cobá. A tan solo 47 kilómetros de Tulum, este yacimiento es uno de los más relevantes de la cultura maya, pues llegó a albergar a más de 50000 personas y a ocupar una extensión superior a 80 kilómetros cuadrados en sus tiempos de apogeo. La pirámide de Nohoch Mul es una de las poderosas razones para visitar este lugar imprescindible de la Riviera Maya, pues se trata de la estructura maya más alta de Yucatán y desde lo más alto se puede contemplar toda la zona. Lo prometemos: imaginar cómo era la vida de estas personas en el corazón de la selva es una experiencia inigualable. Además, estremece pensar que solo el 5% de la zona arqueológica está desenterrada, los expertos señalan que hay más de 6500 estructuras aún bajo tierra.
Podrás llegar a Cobá con un coche de alquiler, en taxi o en transporte público, pues la empresa de autobuses ADO cuenta con servicio hasta el lugar. Una vez allí, podrás llegar a todos sus rincones caminando o en una de las bicis que se alquilan en la entrada de la zona arqueológica.

7. Llenarse los ojos con el color de Valladolid y con la magia de Chichen Itzá

Otra de las poderosas razones para visitar esta zona de México es la visita a una de las siete Maravillas del Mundo, Chichen Itzá. Contemplar la impresionante Pirámide de Kukulkán es una de las mejores cosas que hacer en Riviera Maya y podrás conseguirlo si dedicas un día completo en llegar hasta allí desde cualquier punto en el que estés alojado. Nuestro consejo es que estés cuanto antes en la zona arqueológica para evitar las masas y el calor y que después te dé tiempo a sumergirte en dos de los cenotes más impresionantes de la región: Xkekén y Samulá. La última parada del día debe ser Valladolid, una delicia para los ojos gracias a su cantidad de casas coloniales de colores y al precioso Convento de San Bernardino de Siena, un pedazo importante de la historia que une México y España.

Clica en la foto y descubre cuánto cuesta visitar las siete Maravillas del Mundo

8. Naufragar en Isla Contoy

Una vez más, huyendo de las multitudes, una de las mejores cosas que hacer en Riviera Maya es perderse en un pedacito de océano. Éste podría ser la Isla Contoy, que forma parte de un parque nacional conocido como la “Isla de los Pájaros”, por ser un santuario de aves como las fragatas, los cormoranes o los pelícanos café. Con solo 230 hectáreas de extensión, a unos 30 kilómetros de Isla Mujeres, a la isla solo pueden llegar 200 personas al día, ya que se tiene que pedir un permiso de entrada al parque y no se permite pernoctar. Dedícate a pasear por sus playas paradisíacas, disfruta de la biodiversidad de la isla o haz snorkel o buceo en el arrecife de coral Ixlaché, uno de los mejores de Riviera Maya.

9. Nadar con el rey del Caribe, el tiburón ballena, en Holbox

Desde mediados de junio hasta septiembre se puede realizar una de las actividades más impresionantes que hacer en Riviera Maya: nadar con los tiburones ballena. El pez más grande del mundo, de hasta 12 metros de longitud, pasa por las aguas de los alrededores de Holbox (una de las islas que también os recomendamos visitar en vuestro viaje por la costa mexicana) en dichas fechas, cuando viene atraído por la gran cantidad de plancton de la superficie. En este lugar pueden verse y nadar con ellos de forma natural, sin que sean atraídos por alimentos nocivos o se les interrumpa su ciclo natural migratorio. Así que, aprovecha, ¡es uno de los pocos lugares del mundo en el que se practica turismo responsable con estos animales!

Clica en la fotografía y conoce 10 cosas que deberías hacer antes de los 30 años

10. Dedicar una velada a las compras y a la gastronomía en la Quinta Avenida

La Quinta Avenida es la calle más famosa de la Playa del Carmen y la que cuenta con una mayor oferta de ocio y comida en toda la zona. Por ello, es un uno de los lugares para visitar en la Riviera Maya si eres un enamorado de la gastronomía mexicana, ¡los restaurantes ocupan casi toda la avenida! En “La Quinta” y sus alrededores encontrarás tiendas de marcas internacionales, de suvenires (en las que hacerte con el ansiado gorro mexicano), mezcalerías y una sucursal de la famosa Coco Bongo, la discoteca más popular de México. Si tienes suerte, en el Parque Fundadores, podrás disfrutar del espectáculo de “Los Voladores”, un ritual mexicano proclamado Patrimonio Cultural Inmaterial de la Humanidad por la UNESCO que te dejará perplejo.

Haz clic en la imagen y descubre 10 lugares de México que no te puedes perder

11. Admirar a las tortugas en Akumal

Akumal es una de las playas más bonitas de México y el hogar de miles de tortugas verdes que vienen a alimentarse cada día en su fondo marino lleno de algas. Por ello, te animamos a salir de la hamaca para disfrutar de una de las cosas más bonitas que hacer en Riviera Maya. Ponte la máscara de snorkel y verás que a tan solo unos metros de la orilla hay un montón de tortugas esperándote para que veas su nado grácil. La actividad es completamente gratuita, pero ten muy presente las normas de seguridad y cuidado que se indican en los carteles situados en la playa. No hay que interferir en la vida de las tortugas, para que los que vengan detrás de nosotros puedan seguir disfrutando de este espectáculo natural.

12. Introducirse en las profundidades de la tierra en el Río Secreto

A 8 kilómetros de Playa del Carmen se encuentra la reserva natural subterránea de Río Secreto. Si quieres un poquito de más actividad en tus vacaciones en Riviera Maya, puedes ponerle un poco de movimiento en este conjunto de cavernas semi-inundadas de más de 15 kilómetros de longitud. Tendrás que reservar con antelación la excursión, pues la única manera de visitar el Río Secreto es a través de una visita guiada que dura unas 4 horas. Te sorprenderás rodeado de estalactitas, estalagmitas y otra serie de formaciones rocosas en el corazón de la tierra.

Haz clic en la imagen y conoce los 15 lugares más mágicos de España

Créditos fotografía © Price Travel Pictures / Flickr (CC BY-SA 2.0)

13. Y, por supuesto, tumbarse en la playa

Si todo lo demás te ha dejado sin aliento, ahora sí, es el momento de practicar una de las mejores cosas que hacer en Riviera Maya: ¡tumbarse en la playa! Y playas, por suerte, en Riviera Maya hay un montón. Además de las de Playa del Carmen y Tulum, entre ambas hay muchísimos paraísos vírgenes que te harán olvidarte que estás en un destino típico de “pulserita”. Nuestras preferidas son Xpu-Ha, Xcacel-Xcacelito y Akumal, pero si cuentas con más días, puedes visitar la de Paamul, la bahía de Soliman o la de Punta Venado. Acompaña tus días playeros con algún margarita esporádico, ¡y que viva México!

Pincha en la imagen y podrás saber cuáles son las 10 mejores playas de España

Sigue leyendo si necesitas más inspiración viajera para tus próximas vacaciones:

Skyscanner es el meta-buscador que compara más de 1.000 aerolíneas y buscadores de vuelos. Te ayudamos a ahorrar en vuelos, hoteles y coches de alquiler.

Mapa