El COVID-19 (coronavirus) puede afectar a tus planes de viaje. Sea cual sea tu destino, aquí encontrarás las últimas recomendaciones.

Noticias Restaurantes Barcelona: los mejores sitios para tomar un vermut

Todos los artículos

Barcelona: los mejores sitios para tomar un vermut

Bodegas clásicas, bares de toda la vida o recién llegados. Toma nota de estos 9 sitios donde tomar un vermut en Barcelona.

Ciudad Condal y vermut van de la mano desde hace décadas. Aunque pareció olvidarse por un tiempo, en los últimos años la costumbre de reunirse con los amigos al mediodía para compartir aperitivo y charla ha vuelto con más fuerza que nunca. Patatas fritas, conservas, bravas, ensaladilla, croquetas, bombas… Sí, un buen vermut debe estar debidamente acompañado por generosas tapas. Si no sabes dónde disfrutarlo, en Skyscanner te participamos los mejores sitios de Barcelona.

1. Senyor Vermut

40 tipos de vermut diferentes hacen de este local en el Eixample uno de los mejores para disfrutar del aperitivo en Barcelona a precios más que asequibles. El de la casa, por ejemplo, es un biodinámico de la Conca de Barberà a 1,80 euros el vaso. Para comer son indispensables sus bravas, figurando ya en muchas listas que hacen referencia a las mejores de la urbe. Además, las típicas ‘bombas’, anchoas, mejillones y una amplia variedad de croquetas: chorizo, calamares, salmón, morcilla de León, sobrasada y queso, roquefort y nueces, jamón ibérico, pollo…

Carrer de Provença, 85

2. Vermut Pérez

Aunque se autodenomina ‘bar gastronómico’, este local de la zona alta de Barcelona sirve comidas y cenas en forma de platillos, tapas, bocadillos y ensaladas. No te pierdas sus ‘aperitivos Martini’: atún marinado con mayonesa de soja y Martini reserva, selección de ahumados al Martini blanco, anchoa marinada en Martini con dedos de tomate… Otras sugerencias en forma de tapa son ensaladilla rusa, morcilla del campo o tortilla de patatas, y platillos como tataki de ternera, canelón de pato, rabo de buey, revuelto de huevos trufados, steak tartar, atún marinado o vieiras a la pimienta.

Francisco Pérez Cabrero, 4

3. Bar Calders

Con varios tipos de vermuts, el de la casa a tan solo 1,65 euros, el Calders es el mejor exponente del nuevo ‘vermuteo’ en el barrio de El Raval. Su terraza es una de las más solicitadas y su carta, realmente apetecible: ensaladas, tostas, pizzetas, conservas y salazones, croquetas, quesos y embutidos… ¿Lo más solicitado? Cualquiera de sus cuatro tipos de patatas: bravas, con tres salsas y procedentes de Murcia; Sant Antoni, con queso, salsa picante y guacamole; provolone, a base de este tipo de queso, cebolla caramelizada y pipas de calabaza; y curri romero, fritas con su propia piel.

Carrer del Parlament, 25

4. La Guacamaya

Esta vermutería en Poble Nou es el sitio perfecto para picotear algo entre amigos en su coqueta terraza. Cuesta decidirse: berenjenas asadas con mayonesa de miso, piadina rellena de panceta, sardina ahumada en una cama de pan con mermelada de tomate y espuma de queso mozzarella, boquerones en vinagre, ensaladilla rusa, dados de salmón con salsa ponzu, sándwich de rosbif… Y, si lo prefieres, su vermut casero es también para llevar.

Carrer de Bilbao, 18

5. Quimet & Quimet

Tenemos que reconocerlo, es imposible resistirse a la carta de tapas y montaditos del ‘Quimet’, uno de los más veteranos para disfrutar del vermut en Barcelona. Con cuatro generaciones y más de un siglo a sus espaldas en Poble Sec, auténtico donde los haya, cuenta tan solo con dos mesas y una barra. Esta antigua bodega está siempre llena a reventar para degustar habitas con bacalao, nísperos con anchoas, esturión con piquillo o espárrago preparado. Entre sus montaditos, auténticas delicias como el de pez espada con tomate seco, sardinillas con erizo o Torta del Casar con castaña.

Poeta Cabanyes, 25

6. Vermutería Lou

Decir Lou es pensar en huevos estrellados con jamón y foie, plato estrella de la casa imprescindible en cualquier visita y ganador de diferentes premios. En su impoluta barra lucen las mejores materias primas para ser cocinadas al momento: zamburiñas, navajas, almejas, cigalas, carabineros, berberechos, pulpo, solomillo, chuletillas de cordero… No se quedan atrás las preparaciones caseras: tortilla de patatas, croquetas, callos con garbanzos, salmón encebollado con gambas de Palamós, bravas, trinxat, bacalao en salsa… Para beber, cómo no: vermut.

Escorial, 3

7. Morro Fi

Especializados en este brebaje, con su propia marca que puedes comprar en cualquiera de sus cinco locales o a través de su web, Morro Fi se afianza cada día más como uno de los referentes del aperitivo en Barcelona. Para empezar: brocheta de boquerón y aceitunas o sardina marinada. Seguimos con croquetas de asado, champiñones con ajo y perejil o tempura de berenjenas con melaza. Nos refrescamos con una ensalada de pollo, cacahuetes y vinagreta agridulce para terminar con tortilla de patatas y cebolla preparada al momento o secreto ibérico con puré de boniato.

Consell de Cent, 171, y Pg Bonanova, 105

8. Bodega 1900

Bajo el sello de los hermanos Adrià, Bodega 1900 abrió sus puertas en 2013, en un local de 110 metros dentro de un edificio construido en el mismo año que le da nombre. Sus recetas se elaboran diariamente según el producto del mercado, siempre con un guiño a las vermuterías tradicionales para no perder su esencia. Salazones, confitados, escabeches, conservas y cocina al carbón forman la base de su propuesta gastronómica, con platillos como ensaladilla de buey de mar con eneldo y romesco, anguila ahumada con ‘papas aliñás’, pulpitos en salsa picante de tomate o mollete de papada.

Tamarit, 91

9. La Fábrica del Vermutillo

Bajo la tutela de los nietos del dueño de la mítica Bodega Monumental, La Fábrica del Vermutillo es, además, marca de conservas y vermuts de la casa. Sus patatas fritas cuentan con verdaderos adeptos gracias a una sabrosa salsa. Las bravas han respetado la receta de los abuelos y sus banderillas son dignas de un monumento. Almejas, berberechos, navajas, mejillones y navajuelas completan la oferta del establecimiento, que ha innovado con propuestas como ‘Vermucola’, ‘Vermunight’, con ginseng y guaraná -dicen, afrodisiaco-, ‘Vermutonic’, ‘Vermulemon’ y ‘Vermubeer’. Ahí es nada…

Carrer de València, 224

Si te ha gustado este artículo, te interesan:

Skyscanner es el meta-buscador que compara más de 1.000 aerolíneas y buscadores de vuelos. ¡Te ayudamos a ahorrar en vuelos, hoteles y coches de alquiler!