Noticias Inspiración Qué ver en Palermo: 10 lugares imprescindibles

Todos los artículos

Qué ver en Palermo: 10 lugares imprescindibles

¿Pensando en una escapada a Sicilia? Toma nota de los 10 lugares imprescindibles que ver en Palermo.

Una de las urbes más antiguas y con más historia de Sicilia podría describirse como caótica y bulliciosa a partes iguales. Su aspecto decadente y descuidado forma parte de un encanto que la ha posicionado con uno de los principales destinos turísticos de Italia. Estrechas calles, espléndidos palacios, iglesias, mercados callejeros o su catedral son algunos de los muchos lugares que visitar en Palermo. ¿Nos acompañas?

Vuela a Palermo

1. Piazza Marina

La Piazza Marina es uno de los lugares más concurridos que ver en Palermo. Situada en el tramo final de la Via Vittorio Emanuele, en pleno casco antiguo, forma parte del barrio de la Kalsa, punto de referencia para cualquier turista. En su interior se encuentra el parque de Villa Garibaldi, otro de los imprescindibles que visitar en Palermo. Diseñado en 1863 por Giovan Battista Filippo Basile, acoge el árbol más antiguo y grande de Italia: un Ficus macrophylla, comúnmente conocido como Higuera de Bahía Moreton, de 150 años, 30 metros de altura, circunferencia de tronco de más de 21 metros y corona con un diámetro de 50 metros.

2. Catedral de Palermo

Consagrada a Nuestra Señora de la Asunción, fue en su origen una basílica bizantina. Ha sido reformada en numerosas ocasiones a lo largo del tiempo, lo que constituye una enorme mezcla de estilos arquitectónicos: desde el árabe-normando de sus ábsides y almenas hasta el barroco de su cúpula, pasando por neoclásico o su pórtico gótico catalán. Con planta de cruz latina y tres naves divididas por columnas, en su interior destacan múltiples capillas, como la de Santa Rosalía, con una talla de la patrona del municipio, o la del Sacramento, decorada con piedras preciosas. Un verdadero tesoro que ver en Palermo.

3. Palacio de los Normandos y Capilla Palatina

Sede de los reyes de Sicilia y del Parlamento, actualmente alberga la Asamblea Regional, siendo otro de los lugares que ver en Palermo sin falta. El Palacio Real forma parte del conjunto “Palermo árabe-normando y las catedrales de Cefalú y Monreale”, incluido en la lista del Patrimonio de la Humanidad por la Unesco. Su construcción comenzó en el siglo IX por orden del emir, siendo ampliado en el siglo XII por Rogelio II. En su interior contiene la Capilla Palatina, con techos de madera tallada y fascinantes mosaicos como el Pantocrátor, una de las obras de arte más importantes del mundo.

4. Catedral de Monreale

Considerada uno de los mayores logros del arte normando en todo el planeta, la catedral de Monreale (Duomo di Monreale) fue fundada en 1172 por Guillermo II de Sicilia. Es conocida, sobre todo, por los impresionantes mosaicos dorados que cubren su interior casi por completo, en los que se pueden admirar escenas del Antiguo y Nuevo Testamento. Su claustro, de inspiración árabe, se apoya en 228 columnas y es otra de las paradas que hacer en Palermo para sentirse, aunque solo sea por unos momentos, en absoluta paz con uno mismo.

5. Quattro Canti

En el cruce de dos de las principales calles que ver en Palermo, Corso Vittorio Emanuele y Via Maqueda, encontramos la emblemática Piazza Vigliena, más conocida como Quattro Canti, que data del siglo XVII. De forma octogonal, debe su nombre a la forma circular de los cuatro palacios barrocos que delimitan sus esquinas. Proyectada por el arquitecto florentino Giulio Lasso entre 1608 y 1620, las fachadas cóncavas de las residencias se estructuraron con tres órdenes de estilo dórico, jónico y corintio. Las cuatro fuentes del primer orden representan las cuatro estaciones mientras que el segundo contiene las estatuas de los reyes españoles Carlos V, Felipe II, Felipe III y Felipe IV.

Vuela a Palermo

6. Museo Internacional de las Marionetas Antonio Pasqualino

¿Qué hacer en Palermo si viajas con niños? Testimonio vivo de una de las más importantes tradiciones sicilianas e inaugurado en 1975, expone más de 4.000 artículos, incluyendo marionetas, títeres, máquinas teatrales y carteles de todo el mundo. Entre ellos, destaca la colección más grande de ‘pupi’, mezcla de técnicas de títere de varilla y marioneta. La Opera dei Pupi, declarada una de las Obras Maestras del Patrimonio Oral e Intangible de la Humanidad en 2001, constituía una de las principales atracciones en los pueblos del país antes de la llegada de la televisión.

7. Mercados de Palermo

Aunque el más turístico que visitar en Palermo es el de la Vucciria, el de Ballarò es el preferido por los lugareños. A primera hora los vendedores ofrecen a voz en grito sus mejores mercancías: pulpos, atunes, sardinas y peces espada recién capturados, hermosos tomates, brillantes berenjenas y perfumadas especias que nos recuerdan la influencia árabe en el recetario de la mayor isla del Mediterráneo. Pasea entre la mercancía, curiosea, pregunta y, si tienes oportunidad, hazte con alimentos frescos para preparar tú mismo y disfrutar así de todo el sabor de Sicilia.

8. Gastronomía de Palermo

Algo imprescindible que hacer en Palermo es probar su gastronomía, una de las más alabadas de toda Italia. Aunque la pasta es plato nacional, una de las especialidades locales, con le sarde, lleva sardinas como ingrediente principal, mientras que alla Norma se prepara con tomate, berenjena y ricotta salado. No dejes de probar involtini alla palermitana (carne con uvas, piñones y queso), falsomagro (chuletas de cerdo rellenas de jamón y queso) o arancini (bolas de arroz con carne estofada o guisantes). De postre, nada mejor que unos típicos cannoli, canutillos rellenos de crema de queso ricotta. Y para beber, cualquiera de los excelentes vinos sicilianos, con tradición milenaria.

9. Catacumba de los Capuchinos

Uno de los lugares más macabros que ver en Palermo se encuentra a las afueras, donde los cadáveres de cerca de 8.000 personas se exhiben en diferentes estados de conservación. Divididos en varias secciones: mujeres, hombres, niños, ancianos, monjes, sacerdotes, profesionales e, incluso, vírgenes, este original espectáculo ha fascinado a intelectuales, escritores y poetas como Alexandre Dumas o Guy de Maupassant. No apto para todos los públicos…

10. Fontana Pretoria

Situada en la Plaza Pretoria, es la fuente más curiosa que ver en Palermo. Fue Pedro de Toledo quien la encargó a los escultores Francesco Camilliani y Michelangelo Naccherino para su residencia en Florencia, pero, tras su fallecimiento, fue adquirida por el senado palermitano y trasladada a su actual ubicación, siendo una de las atracciones más fotografiadas que visitar en Palermo. Denominada durante una época ‘La fuente de la vergüenza’ debido a la desnudez de sus estatuas, estas representan animales mitológicos, monstruos y cuatro ríos de la ciudad.

Reserva tu hotel en Palermo

¿Conoces la capital de Sicilia? ¿Nos recomiendas otros sitios que ver en Palermo?

Si te ha gustado este artículo, te interesa:

Skyscanner es el meta-buscador que compara más de 1.000 aerolíneas y buscadores de vuelos. ¡Te ayudamos a ahorrar en vuelos, hoteles y coches de alquiler.

Suscríbete al boletín de noticias de Skyscanner