Noticias Las 8 mejores cosas que hacer en Niza

Todos los artículos

Las 8 mejores cosas que hacer en Niza

Desde pasear hasta hacer paddleboard, del surf a la socca, nuestra selección de las mejores cosas que ver en Niza (y hacer y comer, por supuesto).

La ciudad de Niza tiene, en esencia, todo lo que esperas de la Costa Azul: sol, playas, gente glamurosa, muchos yates y comida riquísima.

Pero, teniendo en cuenta que es una gran urbe, va más allá del tipo resort de playa. Hay mucho más por hacer y ver en Niza que tomar el sol… como ir de museos. La quinta ciudad más grande de Francia tiene su propia identidad y más te conviene recordar que fue independiente hasta 1860 y que tiene su propio idioma (el nizardo, hoy raramente hablado) y una cultura gastronómica que gira entorno a la famosa socca, una especie de tortita local que te hará salivar. ¿Necesitas ideas? Pues sigue leyendo y descubre las 8 mejores cosas que ver en Niza.

Reserva tu vuelo a Niza

1. Patinar por la Promenade des Anglais

¿Qué ver en Niza? ¿Por dónde empezar? La Promenade des Anglais es un famoso paseo de cuatro kilómetros de largo que rodea toda la bahía y fue pagado en sus orígenes por los visitantes ingleses que usaban la ciudad como lugar de vacaciones en invierno, a principios del siglo XIX. Hay muchas playas públicas y privadas a tu paso (un consejo: las del Oeste están menos llenas de gente) y puede ser “el lugar” perfecto para dar un paseo al atardecer, como comprobarás en cuanto veas el gran número de lugareños que hacen lo mismo. ¿Pero para qué andar cuando puedes ir en patines? Alquila unos en Roller Station y deslízate por el paseo junto al mar.

Vistas del paseo de los ingleses en Niza

2. Sube a la colina del Castillo

La Colina del Castillo (“Colline du Chateau”, en francés) fue un día la sede de una fortaleza medieval enorme alrededor de la cual creció la ciudad, pero que fue totalmente desmantelada por el invasor ejército de Francia en 1706. En la actualidad, la colina alberga un jardín botánico y ofrece unas vistas preciosas sobre los tejados naranjas de la ciudad, lo que la convierte en una de las cosas más interesantes que ver en Niza. Mientras subas los casi 200 escalones hasta la cima a través del verdor de los jardines busca los cimientos del antiguo castillo, además de una sorprendentemente grande cascada artificial. Si hace mucho calor, mejor te ahorras la subida y tomas el ascensor gratis.

colina del castillo Niza

3. Visita el Museo Matisse

El artista francés Henri Matisse se trasladó desde París a Niza en 1917 y fue aquí, en los años finales de su vida, donde desarrolló su famosa técnica del recortado. Diagnosticado con cáncer y confinado en su cama después de la operación, Matisse recortaba formas grandes y coloridas y les daba instrucciones a sus asistentes para que las colocaran de tal manera que nacieron obras famosísimas, como “El caracol” (1953). El Museo Matisse está situado en una villa del siglo XVII y contiene una de las mayores colecciones del planeta de obras de arte del genio, entre las que se encuentran los ilustres recortados. Lo mejor de todo: es gratis, así que no hay excusa para perderse una de las cosas más interesantes que ver en Niza y sin gastarse ni un euro. Además, está rodeado de un parque enorme lleno de olivos, ideal para dar una vuelta y reflexionar después de haber contemplado tanto arte.

4. Ve al mercado de las flores

“¡No te pierdas el mercado de flores!”. Es una frase que oirás más de una vez durante tu visita a Niza en boca de los lugareños, personal del hotel, otros turistas o, incluso, compañeros de trabajo. Tanta expectación podría hacer que no te apeteciera ir… Pero vamos a ser realistas. El mercado de flores de Niza es increíblemente pintoresco, lleno de paraditas de colores en las que las flores vibran y llenan de aroma el ambiente en las calles estrechas de Vieux Nice. No te preocupes por si te entra hambre, ya que también hay paradas para comprar comida, así que no te pierdas una de las cosas más típicas que hacer en Niza mientras aprovechas para aprovisionarte de queso, pan y conservas. El mercado de las flores se monta cada día (menos los lunes) desde las 6 de la mañana a las 5’30h de la tarde (aunque los domingos cierra antes).

mercado de las flores en niza

Créditos fotografía @ Stephen Hinde / Flickr CC BY-NC-SA 2.0

5. Prueba la socca

La Costa Azul no es precisamente un destino barato. Muchos de los restaurantes y bares son realmente caros, así que demos gracias a los habitantes de Niza por la maravillosa socca, una especialidad local que está buenísima y resulta muy barata. La socca es un tipo de tortita hecho con harina de garbanzos, agua y aceite de oliva, y cocinada sobre una plancha. Es la comida ideal después de una larga mañana en la playa, en especial, si la combinas con una copa de vino rosado bien fresco. Chez Pipo es uno de los lugares más populares de Niza para hincarle el diente a la socca (y también uno de los más antiguos, ya que abrió sus puertas en 1923), mientras que Chez René Socca, en la Plaza Garibaldi, es lo más parecido a una institución local y otra de las cosas obligatorias que hacer en Niza.

socca en niza

Créditos fotografía @ Nachiket Kapre / Flickr CC BY-NC 2.0

Reserva tu hotel en Niza

6. Vuela a Mónaco en helicóptero

¿Te parece que hay pocas cosas que hacer en Niza? Mónaco está a tan sólo 20 kilómetros, así que vale la pena la visita si quieres disfrutar de buenas vistas y ver el famoso circuito urbano de Fórmula 1, además de los yates de lujo. Es tan sencillo como subir a un tren o incluso hacer una escapada en coche, pero, ¿para qué vas a hacerlo cuando puedes soñar con ser rico yendo en helicóptero? Heli Air Mónaco ofrece vuelos desde el aeropuerto de Niza hasta Mónaco por unos 140€ por persona e incluso te acercarán a la parte de la ciudad que prefieras. El vuelo tan sólo tarda 7 minutos, pero seguro que es una experiencia increíble.

helicóptero en niza

7. Da un paseo por el puerto

Al otro lado de la Colina del Castillo, el puerto Lympia, rodeado de edificios de colores claros del siglo XVIII, es un buen lugar para dar una vuelta y encontrar más cosas que hacer en Niza. Elige tu yate favorito e intenta imaginar cuánto debe costar. Los precios suben en cuanto llegas al puerto de Antibes, mucho más profundo y hogar de los superyates. Cuando te hayas cansado de admirarlos, acércate a L’Ane Rouge para cenar. Puede parecer la típica vieja cafetería de puerto por fuera, pero ganó una estrella Michelin y la comida, además de buena, tiene un precio razonable.

puerto de niza

8. Haz paddleboard

El paddleboard ha ganado muchísima popularidad en la Costa Azul en los últimos años. Básicamente, se trata de mantenerte de pie sobre una tabla de surf mientras intentas impulsarte tranquilamente usando un remo largo. Es una actividad interesante, mucho más relajante que subirte a una moto de agua, y menos agotadora que hacer surf o esquí acuático. Aunque no te vamos a negar que cansarte, te vas a cansar. Pero lo harás mientras contemplas plácidamente la vida marina bajo tus pies. Hay varias empresas que ofrecen esta actividad en la Riviera francesa. En Niza, prueba Glisse Evasion.

paddleboard en niza

Créditos fotografía @ Damian Kerr / Flickr CC BY-NC 2.0

¡Vuela a Niza!

Si estás planeando un viaje a Francia estos artículos te inspirarán:

Skyscanner es el meta-buscador que compara más de 1.000 aerolíneas y buscadores de vuelos. Te ayudamos a ahorrar en vuelos, hoteles y coches de alquiler.

Traducido del original de Lewis Packwood para Skyscanner en el Reino Unido.

Mapa