Mapa

Vuelos baratos a Singapur

Aeropuerto de Singapur

El Aeropuerto de Singapur Changi es el principal aeropuerto del país y al que llegan todos los vuelos internacionales. Aquí no son lo aterrizan los vuelos a Singapur, sino que es un aeródromo también muy utilizado para hacer escala rumbo a otros lugares del sudeste asiático. Éste se encuentra situado a 20 kilómetros del centro de la ciudad y podrás llegar ahí cómodamente en taxi. El precio de este trayecto es de aproximadamente 20 euros y lo cubrirás en unos 30 minutos. Esta ciudad-país no cuenta con otro aeropuerto internacional, por lo que sin lugar a dudas tu vuelo barato a Singapur aterrizará aquí. Al recoger tu equipaje podrás hacer uso gratuito del wifi del aeropuerto durante 3 horas, o 24 en el caso de disponer de un número local. Asimismo, este moderno aeropuerto cuenta con un gran número de tiendas y restaurantes en los que poder comprar y comer algo antes de poner rumbo al centro.

Si te quieres mover a tu aire por Singapur sin depender del transporte público o de los taxis, te puede interesar hacerlo con tu propio vehículo. Desde el meta-buscador de coches de alquiler en Singapur de Skyscanner podrás hacer tu reserva y tenerlo esperando una vez llegues ahí.

Actualmente, la única compañía aérea con vuelos a Singapur sin escalas es Singapore Airlines. En caso de elegir otras compañías aéreas, deberás hacer escala antes en otro aeropuerto.

¿Por qué buscar vuelos a Singapur?

La gran mayoría de viajeros que toman un vuelo a Singapur lo suelen hacer con la intención de hacer escala ahí rumbo a otro país. Pero, aun así, si tienes la oportunidad de conocer la ciudad no deberías dejarla pasar. Singapur tiene mucho más para ofrecer que lo que seguramente te imagines.

Una gran forma de empezar a conocer la ciudad es adentrándote en alguno de sus diferentes barrios étnicos. China Town es uno de los más populares y fotogénicos y, aunque se ha vuelto mucho más turístico que antaño, aún es posible encontrar rincones auténticos. Aquí encontrarás todas las delicias culinarias imaginables del gigante asiático, cientos de callejuelas llenas de puestos ambulantes y algunos de los templos más importantes del país. El Templo de la Reliquia del diente de Buda es uno de ellos. Otro barrio ético que no deberías dejar escapar es Little India. Salvo las vacas, los monos y la suciedad intrínseca de las ciudades indias, aquí todo lo demás te recordará al gran sub-continente. Además de muchos templos hindús, te llamarán la atención sus coloridas calles. Si hay un tipo de viajeros que se puedan sentir atraídos por Singapur, esos son, sin duda, los amantes de las compras, pues esta ciudad está totalmente plagada de centro comerciales. En la famosa calle Orchard Road encontrarás algunos de los más importantes. Son tantos que algunos están interconectados entre ellos con pasadizos subterráneos.

Otro lugar mítico de Singapur, muy popular para tomar fotografías, es el enorme jardín Garden by the Bay. Su gran particularidad son sus enormes árboles metálicos por los que podrás pasear a través de una gran pasarela que les conecta.

Por último, antes de abandonar la ciudad, no dudes en subir a lo alto del lujoso hotel Marina Bay Sands. Éste cuenta con un gran mirador para visitantes que, por algo más de 20 euros, te ofrecerá las mejores vistas de la ciudad.

¿Cuál es el mejor momento para visitar Singapur?

No debes preocuparte demasiado por incluir ropa de abrigo en el equipaje de tu vuelo a Singapur si no piensas moverte de la ciudad. El clima del país es bastante estable y suele moverse entre los 22 y los 30 grados todo el año. Aquí no encontrarás demasiada diferencia entre verano, otoño, primavera e invierno, pero deberás tener en cuenta la existencia de la estación húmeda. Entre los meses de noviembre y enero son muy frecuentes los chubascos, por lo que no deberías olvidar llevar contigo algo de ropa impermeable o, directamente, un paraguas.

Singapur contiene una gran mixtura de culturas en su interior. Eso se nota rápidamente en su calendario de días festivos, salpicado por tradiciones bien diversas. El 1 de enero celebra de forma espectacular el año nuevo, entre febrero y enero tiene lugar el Año Nuevo Chino, mayo es momento para el Vesak en honor a Buda, en octubre llega el Hari Raya musulmán y en octubre el Deepvali hindú. Lo extraño es tomar un vuelo a Singapur y no coincidir con ninguna de sus festividades.

Llegar a Singapur en avión

Cuando tu vuelo barato a Singapur tome tierra, dispondrás de diferentes formas de llegar al centro, a 20 kilómetros de ahí. El taxi es la opción más rápida. Por 20 euros te dejará en 30 minutos en el punto que desees. Otra opción algo más económica y que no te llevará mucho más tiempo es el autobús. La empresa WTS Travel sale cada 15-30 minutos entre las 11:30 am y las 02:30 pm, haciendo una ruta por los principales hoteles de Singapur. Dependiendo de a cuál te dirijas, tardarás entre 25 y 50 minutos.

Qué moneda usar en Singapur

La moneda oficial de Singapur es el Dólar de Singapur. Deberás cambiar tus euros en las diferentes casas de cambio del aeropuerto o de la ciudad. Asimismo, este país ofrece grandes facilidades para poder pagar de forma cómoda con tarjeta bancaria.

Visado para viajar a Singapur

No deberás preocuparte por tramitar ningún tipo de visado antes de tomar tu vuelo a Singapur. Una vez aterrices te pondrán un sello en tu pasaporte que te permitirá permanecer en el país durante 30 días.

Más información para visitar Singapur y alrededores

Qué ver:

- Qué hacer en Singapur sin gastar ni un dólar
- Todas las rutas del Airbus A380 – y los vuelos para descubrir el mundo a bordo del avión más grande del planeta
- Capitales de la moda: las mejores ciudades para ir de compras
- Los 10 mejores destinos para hacer compras tax free

Dónde dormir:

Encuentra hoteles baratos en Singapur

Información actualizada a diciembre de 2017

Los vuelos más baratos a Singapur Changi desde...

 ¡Ahorra! Cambia tu aeropuerto de salida

 Lo más buscado en Skyscanner...

Los precios que se muestran en esta página solo son una estimación de los precios más baratos de los últimos 45 días.